Las campañas de prevención sobre la violencia de género nos acercan cada vez más el lado más crudo de quienes se ven envueltas en esta terrible situación. Todo con un claro objetivo: concienciar sobre esta realidad y provocar una reacción entre las posibles víctimas de este abuso.

En Perú, los mecanismos y acciones de concienciación parecen ser insuficientes. La violencia contra las mujeres está en constante aumento. Solo en los últimos cuatro años, 482 mujeres fueron asesinadas por sus parejas. Una auténtica barbaridad. Fruto de esta situación, la asociación Vida Mujer ha decidido movilizarse y desarrollar un proyecto con el que acercarnos a la realidad de quienes sufren en primera persona las consecuencias de la violencia de género.

Desde Vida Mujer han constatado que todos los casos de violencia de género siguen un mismo patrón. Tras cada agresión, el hombre acaba pidiendo perdón a su pareja con mensajes de “amor”. Unos mensajes que, al final, acaban provocando que muchas mujeres decidan no denunciar, perdonar (por diferentes motivos)  y, como consecuencia, que su pesadilla continúe. Aunque estas situaciones puedan parecernos lejanas, es la verdad desnuda de centenares de mujeres.

El proyecto de concienciación de esta asociación de Perú toma la forma de libro digital: No te mueras por mí“. Un libro, con prólogo de Mario Vargas Llosa, que recopila los mensajes de “amor” (notas, correos electrónicos, sms, actualizaciones de Facebook…) que algunos maltratadores han enviado a sus parejas. Pero la cosa no acaba aquí. Una vez que terminamos de leer esos mensajes de “amor”, una nota nos invita a que le demos la vuelta al libro. En esta parte, nos cuentan qué le pasó a cada una de las protagonistas de la historia. Algunas siguieron recibiendo abusos o las idas y venidas al hospital se hicieron una constante en sus vidas. Otras, sin embargo, tuvieron un desenlace mucho más amargo.

Escalofriante, pero real. Así es “No te mueras por mí”. Una manera eficaz de demostrar que el abuso no entiende de circunstancias, que es injusto, inhumano, ilógico. Este libro pone en pie ese patrón que siempre hemos escuchado por diferentes vías: hombre arrepentido que se lamenta, mujer que decide dar una segunda oportunidad e historia que se repite. “No te mueras por mí” nos invita a recapacitar y a denunciar ante cualquier situación de abuso. Es la única solución para poner fin al problema.

Esta acción ha tenido muchas consecuencias muy positivas. En efecto, desde el lanzamiento de la campaña, la asociación ya ha ayudado más de 2.000 mujeres en Perú.

Si te gustó, no dejes de leer...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies