El modelo de educación está sufriendo un cambio desde hace algunos años. Tras él se encuentra una firme apuesta por la tecnología, por la educación 2.0.

En nuestro último post, hablábamos sobre cómo la tecnología ha supuesto una gran evolución en el entorno profesional. Tanto, que hay ciertas cosas que ya no concebimos hacer sin apoyo TIC e Internet.

La tecnología e Internet han mejorado nuestra manera de relacionarnos, pero también de progresar educacional y profesionalmente. En el caso de la enseñanza, ya no es raro encontrar aulas con pizarras digitales o alumnos que han sustituido papel y boli por su ordenador portátil o tablet. Tampoco es raro ver cómo, cada vez más, los temarios se complementan con contenidos multimedia o descargables a través de un campus virtual. Eso por no hablar de la formación online. Sin duda, una gran apuesta que nos permite prepararnos a nuestro ritmo y compaginarla con otros cursos y/o nuestra vida laboral.

Tan importante es la tecnología en nuestros días y tan conscientes empiezan a ser las instituciones, que ya hay institutos que han incorporado a su listado una asignatura de programación. Así lo están haciendo ya alumnos de la ESO en Madrid. El objetivo es que aprendan a crear webs, aplicaciones móviles y juegos. No olvidemos que dos de cada tres usuarios en España son multidispositivo.

Toda esta vorágine de cambios a la que nos hemos sumado sin apenas darnos cuenta nos afecta directamente. Como decíamos, la tecnología nos ayuda a relacionarnos, nos ha abierto una puerta al mundo. En muchos casos, queriéndolo o no, nos estamos profesionalizando. Estamos creando nuestra propia marca personal. Y es que, muchos disponemos de blog propio, donde compartimos nuestro yo más personal o contenidos especializados.

En nuestro terreno, podemos aprender cómo crear una web, recursos de los que podemos disponer para gestionar fácilmente nuestro correo electrónico o trucos para sacar el máximo partido a servicios más populares, cuál es la mejor estrategia de contenidos, optimizar nuestras campañas de emailing… De hecho, hay quienes están haciendo de esta parcela su propio negocio, ofreciéndonos de manera didáctica contenidos prácticos y útiles.

La tecnología e Internet suponen un recurso de gran valor para los estudiantes. Según un estudio de la Universidad de Maryland, tres de cada cuatro estudiantes consideran a la tecnología fundamental en la enseñanza; uno de cada cuatro utiliza vídeos y podcasts como material complementario; y el 46% dice que sería más propenso a tener los contenidos en formato digital.

Si te gustó, no dejes de leer...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies