Las campañas de relaciones públicas son fundamentales, de manera interna y externa, para poder forjar enlaces con diversos públicos a largo plazo. Sin embargo, las empresas suelen enfocarse en las relaciones públicas externas y olvidarse del público interno.

Al igual que las relaciones públicas externas, las internas se encargan de crear relaciones entre públicos, pero estos se encuentran dentro de la compañía o son personas cuya interacción tiene que ver con la misma (de manera que afecte desde su interior). Por lo cual, los públicos a los que dirigen son los siguientes:

  • Interno: accionistas, directivos, ejecutivos y empleados.
  • Intermedio: proveedores, distribuidores exclusivos, stakeholders e, incluso, familiares de los empleados.

 

¿Por qué construir relaciones con personas que ya trabajan en la empresa?

Se construyen relaciones de manera que se cree un ambiente laboral donde el público interno e intermedio se sientan seguros y satisfechos dentro de la empresa. Además de que con esto se pueden tener grandes beneficios como:

  • Incremento de la productividad en la empresa.
  • Ayuda a la mejora continua.
  • Empleados comprometidos y motivados con la empresa, lo cual evitará problemas de rotación de personal.
  • Fomento de los valores de la empresa.
  • Mejora las condiciones laborales.
  • Refuerzo de la imagen corporativa dentro de la misma, lo que se proyectará al exterior.

 

¿Cómo construir campañas de relaciones públicas dentro de la empresa?

Primero es imprescindible tener en cuenta que se debe hacer una encuesta ciega entre el público interno e intermedio en la que se hagan preguntas sobre la empresa, la satisfacción que tienen los empleados con la misma y, finalmente, identificar sus necesidades para conocer más a tu público.

Segundo, se deberá analizar todo e identificar los puntos de mejora que se pueden hacer a corto, medio y largo plazo; de esta manera, se podrá brindar una atención programada a los puntos: necesarios, importantes y que se puedan cambiar.

Finalmente se deben comunicar los cambios a efectuar dentro de la misma empresa (plan de acción), por lo cual se debe hacer uso de los medios con los que cuenta la empresa como son boletines, revistas, murales, pantallas, eventos, teleconferencias, intranet entre otros.

Usando estos medios será más fácil lograr una comunicación efectiva, ya que se pueden utilizar múltiples contenidos para unificar el mensaje. Los mensajes deben ser claros, breves y repetitivos  para que se puedan quedar en la mente de los empleados.

También los medios y el contenido se pueden utilizar, posteriormente, para la difusión de la identidad de la empresa a este público, utilizando estrategias de difusión en las que se comunique la filosofía, los valores e, incluso, la creación de una comunidad, tal y como lo han hecho ya algunas marcas a lo largo de los años.

Mientras algunas compañías ya implementan campañas de relaciones públicas internas,  hay muchas que lo han dejado de lado y no lo hacen hasta que algo sucede. Por este motivo, siempre se recomienda incluir esta práctica en un plan de comunicación interna. De este modo se mantiene la fidelidad y la confianza de uno de los recursos más importantes de una empresa: los empleados, que son la parte medular de nuestra compañía.

Si te gustó, no dejes de leer...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies